Connect with us
Javier Hasse

Published

on

¿Que no conoces al Wos? ¿Acaso vives en un táper?

Valentín Oliva, el Wos, es leyenda entre los rappers. No es un trapper, es freestyler, improvisa sin trabarse. Campeón internacional, rinde tributo a su alma mater que es la plaza; no una escuela, ni una universidad. Es la calle, un vagon, el Wos es pibe de ciudad. Un músico de calidad, un poeta de verdad, milita por la libertad, el progreso en sociedad.

Wos no escribe sus rimas, no patina en la tarima. Anda viajando por el mundo, representa a la Argentina. En América Latina, por las pistas él camina, ilumina, fanatiza, con las letras que imagina.

En esta ocasión, del cannabis viene a hablarnos. Sobre faso, mota, hierba, Wos desea comentarnos. Compartiendo sus ideas, espera desprejuiciarnos. Cannábicxs del mundo: el Wos hoy quiere apoyarnos.

Y de yapa, de regalo, nos deja su nuevo disco. Un video inédito, un lujito, especial como un marisco, el Obelisco, Papa Francisco, un rico pisco, un malvavisco, saltar de un risco para el mar en las playas de Jalisco.

Así que presta atención, abre ya tu corazón, aprovecha la ocasión y disfruta esta expresión. En vivo y en directo, en High Times, de colección: Una mezcla perfecta de música y conversación.

Foto cortesía Fausto Elizalde

Un Fasito En La Plaza, O La Terraza

Cuando Wos (en aquel entonces, un Valentín cualquiera) empezó a rappear, a tirar freestyle, todo pasaba en las plazas de su ciudad, Buenos Aires. Una movida mundial, e hiper local a la vez, el freestyle es lenguaje universal. Pero su prática es casi siempre una cosa de barrio.

“Como empezamos a rappear ranchando [pasando el tiempo] entre amigos, el cannabis era parte de todo lo que pasaba. Fumar y rappear… todo iba, de cierto modo, de la mano. Era muy divertido fumar un porro y rappear después,” le cuenta a High Times.

A medida que la movida del rap se fue profesionalizando en Argentina, con Wos acompañando ese crecimiento, el cannabis se transformó en una forma de relajarse luego de cualquier situación competitiva. Sin embargo, fumar antes de una batalla, se volvió difícil – y poco divertido, dice Wos.

“Cuando la cosa se pone profesional, uno tiene que estar 100% ahí, con todas las ideas disponibles, listo para reaccionar. También hay un factor nervios, la cantidad de gente, las luces… Y yo siempre relacioné al cannabis a un momento de tranquilidad y compartir, y no tanto a uno de competencia.”

“Y yo siempre relacioné al cannabis a un momento de tranquilidad y compartir, y no tanto a uno de competencia.”

Cuando Wos fuma un porro, una vela, siente “ganas de tirar freestyle en un estilo más improvisado,” de irse por las nubes. “Me gusta fumar rappear con amigos, conectar, hacer una ronda de freestyle…”

Ahora, la situación en el estudio, o durante el proceso de componer temas, es completamente distinta. Ahí si: el cannabis es clave.

Pero no siempre sirve el cannabis para crear y grabar música, aclara Wos. Todo depende del tipo de tema, del animo, de la situación…

Como cualquier cannabicx sabe, el contexto es todo.

El Cannabis En La Movida

Fotos cortesía de Agencia Picante/Wos.

Para aquellxs poco familiarizados con la movida del rap en América Latina y España, hay una sola cosa que realmente necesitan saber: es masiva, enorme.

Ya no es underground. Es, en cambio, una revolución televisada. Decenas de miles de personas en las batallas en vivo, millones de seguidores en redes sociales, cientos de millones de reproducciones en los videos en YouTube… Desde Argentina hasta México, las famosas Batallas de Gallos de Red Bull, la Apocalipsis, la Master Series, y otras de su clase, llenan estadios. Y, a pesar de esta incredible popularidad, la mayoría de la gente mayor de 25 años ni siquiera sabe de su existencia. Es el secreto mejor guardado de la generación Z – y es quizás de este elemento de donde deriva la frescura de la movida.

Lxs mejores improvisadores a menudo viajan juntos por el mundo hispanoparlante, batallándose, emocionando a las masas, e intentando demostrar quién es el/la/lx mejor.

“Es una movida increíble en Latinoamérica y España. Se dio un fenómeno muy fuerte,” dice Wos. “Es muy loco porque me voy a cualquier país de la región y conocen de la movida, conocen mis temas…”

Unx asumiría que en un contexto de tanta gente joven viajando junta, debe abundar la marihuana. Pero el consumo y la diversión están limitados a los momentos de ocio, dice Wos.

“El cannabis está bastante presente, siempre ronda bastante. Siento que el cannabis tiene algo parecido a rappear en las plazas en el sentido de que ambos son un ritual… Te pones a freestylear en una ronda y vas pasando la palabra. Tiene algo muy parecido a fumarse un faso en algún punto.”

En general, el rap y el cannabis están muy ligados, agrega Wos.

Y esto no se limita sólo a Snoop Dogg, Cypress Hill y Wiz Khalifa. “En español o en inglés, el rap siempre incluye algo sobre el cannabis. Es cultural,” dice.

“Siento que el cannabis tiene algo parecido a rappear en las plazas en el sentido de que ambos son un ritual… Te pones a freestylear en una ronda y vas pasando la palabra. Tiene algo muy parecido a fumarse un faso en algún punto.”

Pero el rappero siente que el cannabis no es apreciado del mismo modo en el mundo del trap.

“En el trap se habla del cannabis de otra manera, más como una droga cualquiera. El rap le hace más homenaje como una planta espiritual,” declara.

El Nuevo Disco

Finalmente, llegamos a la parte sobre el nuevo disco de Wos, Caravana. Que no es sólo el nuevo: es el primero.

Hasta ahora, Wos se había dedicado al freestyle, a hacerse un nombre, a llegar a ganar la Batalla de los Gallos de Red Bull y convertirse campeón internacional. Claramente, eso no deja mucho tiempo libre para grabar.

En su haber, Wos tiene unos pocos temas sueltos. Muy populares. Pero sin la cohesión que exige un disco. Hoy, cambia todo.

“Había hecho alguno que otro tema, pero algo así muy esporádico… Estar en un estudio es muy loco, es como una capsula, una nave… Pero se aprende. Ahora me divierto mucho.”

“Es cuestión de entender que es otra materia. Así como escribir es una, el freestyle es otra… Grabar en el estudio es algo que se entrena y practica hasta que uno encuentra su forma y su sonido.”

Acá el disco entero, con siete canciones, para su disfrute.

Créditos:

  • Producción musical: Facu Yalve (Evlay beats).
  • Producción general de Peter Ehrlich.
  • Producción ejecutiva de Agencia Picante.  

Trending